lunes, 22 de octubre de 2012

EL OTRO CICLISMO URBANO

Al pasar por algunas ciudades de Puebla me encontré con el otro ciclismo urbano, ese al que nadie ha visto como tal. Predominan las bicicletas rodada 28 y son usadas sin importar la altura de la persona que las conducen. Algunas están adornadas pero no caen en excentricidades de las bicis del DF. El uso del casco no existe y por consecuencia el espejo en él tampoco. Pancles y otros reflejantes no son requeridos. Es nulo también el uso de cadenas o U-Locks. Algo deben estar haciendo bien para que no se las roben. Algo mejor deben haber planeado para evitar ser atropellados en la carretera. No exigen vialidades únicas para presumir bicicletas de aluminio que no tienen. No les importan los kilómetros acumulados ni la velocidad alcanzada. Sin duda, hay grandes diferencias.